D

D

DATOS

Siempre que hablamos sobre la elaboración de mapas acabamos irremediablemente hablando de datos.

DRON

Los drones tienen ya un lugar destacado en el mundo de las geotecnologías, especialmente debido a que facilitan enormemente la adquisición de datos para operaciones de fotogrametría, reduciendo muy significativamente el costo de las imágenes aéreas y permitiendo la captura de datos georreferenciados en áreas de difícil acceso. Las cada vez más numerosas aplicaciones para SIG han diversificado sus usos para cualquier tipo de actividad geoespacial,  desde la cartografía y topografía al análisis espacial, pasando por cualquier tipo de seguimiento y control aeroespacial (ambiental, de infraestructuras, etcétera…) o el apoyo al ordenamiento territorial.

Al igual que otras geotecnologías -como por ejemplo, el GPS-, el dron tiene un origen y desarrollo militar reciente, habiendo sido uno de los elementos característicos de la política de “defensa” que implementó la administración Obama.

Grégoire Chamayou en su Théorie du drone [Teoría del dron] hace una más que interesante investigación filosófica de este dispositivo, cuyo uso militar está afectando “nociones tan elementales como las de zona o lugar (categorías geográficas y ontográficas), las de verdad y bravura (categorías éticas), las de guerra y conflicto (categorías a la vez estratégicas y jurídico-políticas)”(Chamayou).

El énfasis en las geografías del cuerpo llevará nuestro geografiar más hacia los planteamientos de Chamayou que hacia el mundo de posibilidades que el aparato está abriendo para la cartografía y los SIG.

DRON: “El léxico oficial del ejército norteamericano define el dron como un «vehículo terrestre, naval o aeronáutico, controlado a distancia o de forma automática»” (CHAMAYOU, Grégoire. 2013 [versión castellana, 2016]).

De hecho, cualquier aparato pilotado, continúa Chamayou, puede ser dronizado. No importa que sea terrestre, marino o submarino (o incluso  subterráneo), ya que su rasgo distintivo radica en que en su interior no hay tripulación humana – es telecomandado- y, a diferencia de un misil balístico, regresa a la base una vez acabada su misión. Militarmente es conocido como Vehículo Aéreo No Tripulado (UAV, Unmanned Aerial Vehicle o UCAV, Unmanned Combat Aerial Vehicle, en su  versión de combate), siendo dron el término de uso generalizado fuera del ambiente militar.

El término está adaptado del inglés drone (zángano), en alusión a la abeja macho, debido tanto a su pequeño tamaño, a su zumbido característico, como a su falta de aguijón… un “aguijón” mortal que fue incorporado por primera vez en 2001 y utilizado seguidamente en Afganistán por el Ejército de Estados Unidos.

Finalmente, un dron viene a ser algo así como “«cámaras voladoras, de alta resolución, armadas con misiles». Un oficial de la Air Force, David Deptula, anunció la máxima estratégica fundamental: «la verdadera ventaja de los sistemas de aeronaves sin piloto es la de permitir proyectar poder sin proyectar vulnerabilidad»” (Chamayou, 2013).

El hecho de proyectar poder sin proyectar vulneravilidad conlleva profundas implicaciones espaciales y geográficas. Por el momento, lo que se atisba es apenas un anticipo presente de lo que pueden significar las “nuevas formas de la guerra” (Segato,2016) que sufrirán las próximas generaciones. En cualquier caso, se trata de una de las marcas distintivas del necropoder.

En el tiempo presente ya somos testigos de la rápida extensión de la mortífera geografía drónica impulsada por los ejércitos de Estados UnidosReino Unido e Israel en sus operativos militares en Afganistán, Pakistán, Irak, Siria, Palestina, Libia, Yemen o Somalia… expandiendo y “normalizando” a pasos agigantados su tenencia (y en algunos casos uso) por cada vez más ejércitos y policías a lo largo y ancho del planeta, cosa que no deja de causar cierta inquietud…

 

¿Qué implicaría, para una población, transformarse en el sujeto de un Estado-Drone?
CHAMAYOU, Grégoire. 2013

Imagen 1: Dron ‘Predator’ en acción, lanzando un misil ‘Hellfire’

Imagen 2: Dron antisubmarino ‘Sea Hunter’

Imagen 3: Guía de supervivencia contra drones, disponible en http://www.dronesurvivalguide.org/

Referencias:

Chamayou, G. (2013). Théorie du drone. Paris: La fabrique éditions · Chamayou, G. (2016). Teoría del dron. Barcelona: NED Ediciones